FORMACIÓN

¿Qué es el Método Montessori?

4views

La doctora en Medicina María Montessori, en la década de los treinta y cuarenta en Italia, aplicó una nueva filosofía de la educación a partir de sus experiencias con niños en riesgo social.

Basó sus ideas en el respeto hacia los niños y en su impresionante capacidad de aprender. Los consideraba como la esperanza de la humanidad, por lo que dándoles la oportunidad de utilizar la libertad a partir de los primeros años de desarrollo, el niño llegaría a ser un adulto con capacidad de hacer frente a los problemas de la vida, incluyendo los más grandes de todos, la guerra y la paz.

El Método Montessori de educación que ella obtuvo a partir de su experiencia ha sido aplicado exitosamente con todo tipo de niños y es muy popular en muchas partes del mundo.El material didáctico que diseñó es de gran ayuda sobre todo en el período de formación preescolar.

“Ayúdame a hacerlo por mí mismo»

El método se basa en:

– El respeto a la autonomía del alumno. – El respeto a la iniciativa personal. – La auto disciplina del alumno. – El ejercicio constante de exploración y búsqueda de conocimientos.

– La adquisición básica de los grandes aprendizajes y conocimientos.

La Metodología Montessori trabaja para aportar conocimientos sobre desarrollo psicológico, emocional y afectivo, ofreciendo datos concretos sobre qué necesidades deben cubrirse en cada etapa de desarrollo y sobre qué debe manifestarse en el niño y el adolescente como ser humano para poder afirmar que se está produciendo un desarrollo sano.

Las llamadas “tendencias humanas”, los “períodos sensitivos”, y las etapas de desarrollo que Montessori pudo observar en los niños con los que trabajó y que hoy pueden verse en una aula Montessori dan luz sobre motivación, niveles de exigencia y de concentración, intereses y formas de aprender, que dan al maestro Montessori la capacidad de orientar y reorientar la conducción del aula.

La formación médica y científica la ayudaron a crear un sistema educativo fomentado en la psicología experimental y consideró tres principios fundamentales para su desarrollo:

– El principio del Respeto: por la personalidad del niño.

– El principio de la Libertad: descubrir al niño.

– El principio de la Ayuda: la que se le ha de dar al niño en todo su desarrollo del niño y para estimular la vida.

Más que un método, es un estado de ánimo”.

El método Montessori se caracteriza por proveer un ambiente preparado: ordenado, estético, simple, real, donde cada elemento tiene su razón de ser en el desarrollo de los niños. El aula Montessori integra edades agrupadas en períodos de 3 años, lo que promueve naturalmente la socialización, el respeto y la solidaridad.

María Montessori decía: «lo maravilloso esta dentro del niño”.

El ambiente preparado ofrece al niño oportunidades para comprometerse en un trabajo interesante, elegido libremente, que propicia prolongados períodos de concentración que no deben ser interrumpidos. La libertad se desarrolla dentro de límites claros que permite a los niños convivir en la pequeña sociedad del aula.

Los niños trabajan con materiales concretos científicamente diseñados, que brindan las llaves para explorar el mundo y para desarrollar habilidades cognitivas básicas. Los materiales están diseñados para que el niño pueda reconocer el error por sí mismo y hacerse responsable del propio aprendizaje.

¿Cómo conseguirlo?

Mezclar los niños por edades
Responsabilizando a los mayores, dándoles la oportunidad de enseñar ellos mismos a sus hermanos. Dejar que los más pequeños imiten a los mayores y aprendan de ellos. Evitar de esta manera la competencia para favorecer la empatía. Y dar a todos la posibilidad de ver la enseñanza en su globalidad: ver de dónde venimos repasando todo lo que hemos aprendido, y ver hasta dónde vamos a ir: todo lo que nos queda por aprender.

“Los niños no hacen lo que quieren sino que quieren lo que hacen”
El ambiente está preparado de tal manera que permite la libertad de movimiento y la libre elección del material en función de las necesidades de cada uno. Los niños de esta manera tienen la oportunidad de desarrollar sus capacidades y dones hasta llegar al máximo de su potencialidad.

Aprendizaje individual
La maestra no dice al grupo clase lo que hay que hacer. Sino que guía a los niños de uno a uno o en pequeños grupos.

Aprender es un premio En una clase Montessori no existen ni premios ni castigos, el premio es descubrir, aprender, crear… Los niños tienen un deseo innato por el aprendizaje.

Web:

HOME

Áreas de aprendizaje :

http://montessorihoy.com/es_areas_de_aprendizaje.html

Vídeo Recurso Ilustrativo sobre Montessori:

Ambientes Montessori:

Nutrir el amor de aprendizaje: Montessori Educación para la edad preescolar: